Publicidad /1

La compra de Turquía de los sistemas S-400 socavará la OTAN en Europa: Comandante estadounidense

En declaraciones a la agencia Reuters, el comandante general de la OTAN Tod Wolters dijo que los planes de Turquía para comprar el sistema de defensa de misiles S-400 de tierra-aire a Rusia ayudarían a Moscú acumular información acerca del rango de detección y otras características de aviones F-35 furtivos de combate de fabricación estadounidense, ya que están ganando un punto de apoyo en Europa.

“Todo lo que un S-400 puede hacer que le permite comprender mejor una capacidad como el F-35 ciertamente no es una ventaja para la coalición”, dijo Walters.

Según un portavoz de la Fuerza Aérea de EE. UU., se espera que Noruega, Italia y Gran Bretaña tengan un total de 40 aviones F-35 en Europa para fin de año, y que se suministrarán otros 24 en 2019; los Países Bajos también recibirán dos aviones.

Wolters dijo que la Alianza del Atlántico Norte estaba preocupada por “cuánto, tiempo y qué tan cerca” de cualquier avión F-35 sería operado cerca del S-400, al mismo tiempo, señalando que a pesar de los desacuerdos, las relaciones con Fuerza Aérea  turca se mantiene “fuerte”.

“Todos eso tendría que ser determinado. Sabemos que ahora mismo es un desafío. Por ahora, todas las conversaciones en torno a ese desafío no han obstaculizado en absoluto la fuerte relación que tenemos con la Fuerza Aérea de Turquía y la gran alianza que las dos naciones tienen juntas. Queremos asegurarnos que por ahora estamos continuando en ese camino”, dijo.

El sistema de defensa antimisiles ruso es un importante obstáculo en las relaciones Washington-Ankara.

A fines de junio, el Subsecretario de Estado para Asuntos Europeos y Eurasiáticos de EE. UU., Wess Mitchell, advirtió que Washington impondría sanciones a Ankara si procedía con la compra de los S-400 mientras participaba en conversaciones con los EE. UU. sobre suministros de F-35. El funcionario agregó además que Washington puede retener el suministro de los aviones furtivos, citando preocupaciones de seguridad nacional.

Respondiendo a las amenazas de los Estados Unidos, el Ministro de Relaciones Exteriores de Turquía, Mevlut Cavusoglu, prometió tomar medidas simétricas en caso de que Washington decidiera introducir sanciones.

“Dicen que ‘si compras el S-400, te impondremos sanciones’. Si impones sanciones, verás nuestra respuesta. Si quieres esas relaciones, entonces esta es tu elección”, dijo.

El 2 de diciembre de 2017, Rusia y Turquía firmaron un acuerdo de préstamo sobre la venta de los S-400 a Ankara. Como reacción al acuerdo, Estados Unidos amenazó con sanciones contra Turquía, ya que cree que el arma fabricada en Rusia es incompatible con las defensas de la OTAN.

Fuente: Sputnik

Verifique la noticia en: 

Publicado por: EL MUNDO OBSERVA-NOTICIAS